Cuando el negocio es importar desde China

, Internet, Modernización de Empresas, Retail, Tarjetas y Pagos Electrónicos

Pequeñas y medianas empresas han demostrado en el gigante asiático una fuente inagotable de oportunidades.Desde hace unos años, muchos emprendimientos han visto en China una oportunidad para sus negocios. El modelo que adoptan es simple: comprar productos a proveedores del gigante asiático, esperar su llegada (que generalmente ronda los tres meses) y venderlos luego en Chile.
La ventaja la da el hecho de lo baratos que resultan los productos chinos, ya sea originales o imitaciones.
Siendo este un modelo bastante común en el mercado, expertos en el tema entregan su visión sobre cómo sacar provecho de esta estrategia y desarrollarla de la mejor manera posible.

Hacerlo bien
El procedimiento es sencillo. A través de internet se pueden encontrar varios sitios chinos que ofrecen sus productos a precios muy baratos. Algunos, incluso ofrecen despacho gratuito.
Entre los sitios más destacados se encuentran AliExpress, Lightinthebox, DX, MartofChina PandaWill, entre otros, que funcionan como verdaderas “tiendas online”. Para participar en algunas, eso sí, se requiere manejo del idioma inglés.
Estas tiendas virtuales son intermediarios que tienen contactos con millones de fábricas en China y venden sus productos de manera online.
En general, cuentan con varios sistemas de pago, como Paypal, Western Union o transferencia.
Patricio Gana, socio principal de AK Contadores, sostiene que esta práctica se está haciendo cada vez más común. “En general, es un negocio que viene tomando fuerza, principalmente los últimos cinco años. Cada vez se suman nuevos actores a esta estrategia, por lo que probablemente poco a poco se vaya agotando, aunque aún queda mucho espacio por crecer”.
Gana indica que la clave para que esto tenga éxito es hacerlo bien, poniendo atención a cada detalle del proceso.
El experto sostiene que “hay algunas prácticas antiguas que deben ser desterradas, como, por ejemplo, pedir al proveedor que emita una factura por un valor más bajo que el real, para de esa forma pagar un IVA más bajo al momento de internar el producto”. Eso, recalca el socio de AK Contadores, aparte de ser ilegal, sería una muy mala idea, puesto que implicaría pagar un monto de IVA más alto al momento de la venta y, además, un mayor impuesto a la renta.

Asia en la mira
Por cierto, no está de más observar que el modelo chino de producción tiene muchos elementos en común con otros países asiáticos. De hecho, los “milagros económicos” japonés y coreano partieron imitando productos occidentales y vendiéndolos de forma muy barata, basándose en el bajo costo de su mano de obra.
Consultado al respecto, Gana indica que “Asia es un gran sector para vitrinear posibles negocios. Corea del Sur es un país con mucho desarrollo tecnológico e industrial y, por otro lado, India quiere transformarse en la nueva China de este siglo, por lo que también hay que tenerlo en el radar”.

Entender el mercado chino
Mauricio Benítez, director de BDO Chile en ese país, recomienda conocer bien este mercado.
Aunque, en general, las “tiendas” mencionadas son empresas grandes y con un servicio de atención al cliente para las incidencias, igual es recomendable tener prudencia.
Benítez aconseja verificar bien “la existencia de la empresa proveedora de los productos, que actualmente se encuentre produciendo y operando, y que se certifique su experiencia en el rubro determinado. Lo anterior, en atención a que en algunas ocasiones existirá potencial riesgo de estafa, por lo que se recomienda que nuestros empresarios se asesoren de buena manera, o que acudan y conozcan al proveedor de forma directa”.
En un sentido más directo, los expertos recomiendan tener referencias sobre el exportador, las que se pueden encontrar en los mismos sitios de comercio de internet.
Benítez detalla que “en ciertas ocasiones (los empresarios) podrán encontrar sus contenedores vacíos o con cajas llenas de papel, o el producto que llega a puerto será notoriamente diferente o simplemente de una calidad inferior”.


Noticias Relacionadas con este Artículo



Nosotros le podemos ayudar
Etcheberry Consultores