Fragola proyecta instalar nuevo local en La Dehesa

, Pequeñas Empresas, Retail

“Somos conocidos por los helados artesanales, pero también nos valorizamos con otros productos que ofrecemos”,

Asegura Eduardo Pesce dueño de la gelatería y salón de té Fragola, que durante el año pasado facturó aproximadamente US$ 1 millón, creciendo 14% respecto a 2006.

Hace tiempo que el empresario quiere expandirse hacia el sector oriente de la capital y aunque hace un par de años estuvo en negociaciones con algunos malls de la zona, finalmente a fines de este año invertirá $ 200 millones en una sucursal en La Dehesa, siempre conservando el estilo y espacios característicos del local del Bosque Norte, en Las Condes.

Diversificación

El mercado de los helados en Chile es muy fuerte, explica Pesce, aunque aclara que sólo en el consumo de los productos industriales. Por eso, desde el principio, pensó en su negocio como un mix de ofertas. “La gente busca helados, pero como estamos en un barrio de oficinas, incluimos cafés y platos vegetarianos”, especifica.

En este sentido, detalla que las máquinas de preparación y conservación de helados significan costos operacionales muy altos, por lo que el local no se sustentaría con la mera venta de estos productos. “En ese caso, tendría que disminuir mi personal y bajar los costos operacionales para que el negocio fuera rentable”, afirma. El 80% de las ventas del negocio corresponde a la atención directa al público y el resto a despachos a hoteles y restaurantes.

A diario, asisten alrededor de 500 personas al local y aunque en invierno el consumo de helados decae en 30%, su venta lidera la facturación de la empresa.


Noticias Relacionadas con este Artículo