“Es deshonesto intelectualmente decir que las plataformas online no están reguladas, porque están prohibidas”

, Internet, Modernización de Empresas, Retail, Tarjetas y Pagos Electrónicos

Emplazó a los representantes de las plataformas Betano, Betsson, Coolbet y Latamwin, a discutir en los tribunales la legalidad de las actuaciones de estos operadores de apuestas online.En las últimas semanas tuvo lugar un intenso intercambio epistolar entre Dreams, la empresa de casinos ligada a la familia Fischer, y los representantes de las plataformas de apuestas en línea Betano, Betsson, Coolbet y Latamwin. Mientras estos últimos argumentan que su operación no está prohibida sino que falta una regulación con foco tecnológico, el primero acusa que su actuación es ilegal con penas establecidas que el Código Penal.

El gerente legal de Dreams, Carlos Silva, profundiza su posición en este debate explicando que está a favor de una regulación especial para los operadores online de este negocio, pero se opone a que funcionen sin “reglas claras”.

“Dreams no se opone a que el Estado de Chile decida tener una regulación especial respecto al juego en línea. Sin embargo, la Constitución vigente establece expresamente que los temas de apuestas son materias de ley. Para los juegos de azar se otorga una licencia y mediante ese documento operan los casinos, y en ese marco se nos invitó a participar en este mercado bajo la Ley de Casinos del Juego. Y la norma es coherente con el Código Penal que sanciona con penas de cárcel a quien lo explote fuera de la regulación, al igual que el Código Civil que establece que las deudas de apuestas es objeto ilícito.

Nuestro reclamo es que se respete la ley, y si el legislador establece que se podrá jugar en línea, está bien. -Si no está regulado ¿es ilegal? -Desde nuestro punto de vista, el juego online está regulado porque está prohibido en el Código Penal, hay una sanción que establece faltas, delitos, crímenes, dentro del libro segundo que establece delitos contra la propiedad. No hay dos lecturas.

Creemos que las plataformas deben esperar una ley que las autorice; sin eso, no deberían operar.

-Los representantes de las plataformas online argumentan que carecen de regulación, no que están cometiendo un delito.

-Me parece deshonesto intelectualmente decir que las plataformas online no están reguladas, porque están prohibidas, tanto en el Código Penal como en la Ley de Casinos, cuyo artículo 42 establece que la Superintendencia debe presentar querellas en caso de conocimiento de oferta de casinos al margen de la ley. Es un mal punto de partida decir que no hay normativa, es más honesto decir que está prohibido y que quieren que se regulen. Ninguna autoridad de los gobiernos de Michelle Bachelet, Sebastián

“Es un mal punto de partida decir que no hay normativa, es más honesto decir que está prohibido y que quieren que se regulen”.

Piñera o Gabriel Boric, ha dicho que esto es falta de regulación. Todos coinciden unánimemente que es ilegal.

-¿Qué aspectos considera importantes en una próxima regulación?

-Una de las cosas relevantes es la competencia y esto se hace a través de las bases de datos. Las plataformas online han generado de manera ilegal bases de datos de personas y si mañana los autorizan entrarán a competir de manera abusiva y con ventaja desleal. La regulación en pro de la libre competencia deberá hacerse cargo de que no se usen esas bases de datos, porque no se sabe cómo se obtuvieron.

Hay que mirar cómo lo han resuelto los europeos, quienes impusieron un cooling-off (enfriamiento), donde se exige no haber prestado servicios durante un período de 18 meses en el país para que no sea una ventaja competitiva. O se puede usar el método norteamericano que exige que se abran las bases de datos y sean compartidos con el resto de los competidores.

Espero que un cambio de regulación se haga en dirección a políticas públicas que promuevan la industria del juego, como la defensa de los consumidores, prevención de lavado de activo, el juego responsable, etc.

-Solbet es la plataforma de casino online de Dreams en Perú, ¿cuál es la diferencia con operar en Chile?

-Esa argumentación traslada el razonamiento de países como Perú y lo aplica acá, pero eso no se puede. En Perú el juego online no está prohibido, a diferencia de Chile. Allá el regulador hace poco dictó un reglamento para funcionar mejor y nosotros cumplimos la ley.

Ahora, si prospera el proyecto de ley chilena tenemos que analizar las condiciones. Pero para poder pensar en participar se debe derogar la norma que nos prohíbe explotar licencias en línea. No tenemos proyecciones sobre cómo sería entrar a ese mercado porque es ilegal.

Batalla legal

“Estamos querellados contra Betano, Betsson, Coolbet y Latamwin, porque básicamente están cometiendo un delito y como no establecen domicilio en Chile es difícil que comparezcan porque no se pueden notificar. Estamos encantados de conversar en tribunales porque las instituciones deben funcionar. Sería fantástico que los representantes de las plataformas -Carlos Baeza, Jorge Bofill y Matías Balmacedaconcurrieran voluntariamente para echar abajo las barreras que nos han impuesto”, asevera Silva.

-Hay ocho querellas en el Ministerio Público contra las plataformas online, pero tres se archivaron, ¿qué lectura saca de eso?

-Sí, pero eso guarda relación con que los casinos online se esconden. Es muy difícil llevar adelante un juicio, cuando actúan de la manera en que lo hacen. Cuando notificas no tienen domicilio en Chile, pero los ingresos que captan son de chilenos; es ridículo. Exijo honestidad intelectual y no que digan a la gente que se han archivado sin explicar el trasfondo. Hemos avanzado en nuestras querellas en curso, por ejemplo, la Policía de Investigaciones ha podido preguntar a estos señores (representantes) en calidad de testigos. Una vez que la Fiscal Roxana Folli de más señales podremos conversar en profundidad.

“Creemos que las plataformas deben esperar una ley que las autorice; sin eso, no deberían operar”.


Noticias Relacionadas con este Artículo