Fogape Reactiva listo para ser ley: se amplía tasa de interés para dar mayor acceso a PYME

, Modernización de Empresas, Pequeñas Empresas, Retail, Tarjetas y Pagos Electrónicos

La iniciativa fue despachada este martes desde la Cámara de Diputados. El mecanismo permitirá destinar recursos para inversiones y refinanciamiento.

«Necesitábamos un nuevo instrumento para esta etapa, esta etapa de reactivación. La pandemia sigue ahí, tenemos que levantarnos, tenemos que apoyar a nuestras empresas, al emprendimiento», dijo el ministro de Hacienda, Ignacio Briones.

Ayer se despachó en el Congreso el Fogape Reactiva, iniciativa que fue aprobada por la sala de la Cámara de Diputados en su tercer trámite constitucional, luego de que hubiera sido visada por el Senado la semana pasada. Por lo tanto, el proyecto queda listo para su promulgación.

Se amplía la tasa

Uno de los puntos clave en torno a la iniciativa comandada por Briones dice relación con la tasa de interés que pueden cobrar los bancos por otorgar estos préstamos comerciales a las PYME. Mientras que en su primera versión el mecanismo estableció por ley la Tasa de Política Monetaria (TPM) más un 3% anual nominal (3,5%), en esta ocasión se acordó un máximo anual de 0,6% mensual es decir, el equivalente a un 7,2% anual más la TPM.

El argumento del Ejecutivo para ampliar esta comisión que cobran las instituciones financieras es poder expandir el acceso al crédito a las micro, pequeñas y medianas empresas que no pudieron obtener financiamiento con el primer Fogape, permitiendo que los préstamos sean más atractivos para la banca.

«La flexibilización de la tasa de interés facilitará el acceso al crédito a aquellas empresas y sectores que se quedaron fuera durante la primera etapa por ser consideradas muy riesgosas como, por ejemplo, el turismo», señaló el secretario de Estado.

Según un análisis de la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), la tasa de interés máxima establecida por ley para el primer Fogape, deja fuera del mecanismo de financiamiento a un 61% de las compañías.

De hecho, el estudio elaborado por el regulador indicó que con una tasa de TPM más 6%, se lograba que el porcentaje de empresas potencialmente restringidas bajaría de forma sustancial a solo un 10%.

«La tasa de UF +4,5% anunciada por el nuevo crédito Fogape es atractiva y una que difícilmente hubieran podido alcanzar las Mipyme en condiciones normales. Sin embargo, el problema radica en que se siguen decretando cuarentenas y muchos emprendedores no pueden seguir endeudándose más», comentó el presidente Multigremial Nacional de Emprendedores, Juan Pablo Swett.

Refinanciamiento

A diferencia del primer Fogape, la nueva iniciativa establece que con estos préstamos comerciales las PYME podrán destinar recursos a inversiones y a refinanciar pasivos, como los créditos Covid-19.

Los primeros vencimientos de estos créditos llegaron en noviembre y desde la banca han advertido que varios deudores han tenido dificultades para cumplir con los respectivos pagos.


Noticias Relacionadas con este Artículo



Nosotros le podemos ayudar
Etcheberry Consultores