Entel busca reducir pago por arriendos de espacios para instalar antenas de celulares

, Internet, Modernización de Empresas, Tarjetas y Pagos Electrónicos

La empresa propone bajas de hasta 67% en las rentas. En la industria ven que la tendencia debería ser la contraria por el despliegue del 4G.Ante el boom de los celulares y como una forma de mantener la calidad del servicio, las empresas de telefonía aplicaron durante años el arriendo de espacios como azoteas de edificios para instalar sus antenas. Dependiendo de la ubicación se estima que la renta podía variar entre $ 800 mil y los $ 3,5 millones mensuales.

Imagen foto_00000005

Pero el negocio está comenzando a cambiar. Francisco, quien administra un edificio que llegó hace varios años a un acuerdo con Entel, recibió hace unos días una carta de la empresa con una propuesta que plantea una baja en el canon de arriendo. No ha sido el único. Varios administradores y comunidades han acusado recibo de la comunicación enviada por la compañía ligada a los grupos Matte y Hurtado.
Según la carta enviada por Entel, la compañía está levantando en su red la tecnología 4G. “Esta tecnología podrá ser usada por módems inalámbricos, móviles inteligentes y otros dispositivos móviles. Con esta tecnología podemos disminuir en 30% las estructuras existentes de nuestra red”, dice la misiva firmada por Francisco Javier Sprenger, subgerente del área de Gestión Inmobiliaria Integral de Sitios de la empresa.
Y se añade: “Con el cambio del entorno de su ubicación, hoy existen más edificios que hace 10 años atrás, más el bajo tráfico de la zona, el canon de arriendo no se ajusta con el ingreso de la compañía en estas estaciones base; lo que nos lleva a renegociar los contratos a un menor precio”.
En su carta, la compañía de telecomunicaciones dice que hay que considerar además que, por ejemplo, aplicaciones como WhatsApp son gratis y que la mayoría de los clientes se comunican por este medio. Esto, afirma el ejecutivo, “disminuye considerablemente el ingreso para Entel”.
Por esto, la empresa ha presentado propuestas para la renovación de los contratos y así pasar desde un pago anual de 550 UF a 356 UF. Pero hay casos más agresivos: de un desembolso cada doce meses de 1.500 UF, reducir el arriendo a sólo 500 UF anuales, es decir, una baja de 67%.
Fuentes de la industria destacan que la estrategia se da en un contexto en donde se ha evidenciado una baja en sus ingresos.
Los ingresos en Chile de Entel totalizaron US$ 416 millones, 3,7% menos que 2017, lo que según la compañía fue por una disminución en los ingresos de servicios, mayoritariamente en el segmento de prepago.

Visión en la industria
Sin embargo, en la industria de las telecomunicaciones no hay una postura común respecto a esto. Esto, porque se considera que la tendencia debería ser a elevar los precios de los arriendos, debido a que se requiere espacio adicional para la instalación de las nuevas antenas para el 4G.
Consultados en Claro, Patricio Olivares, director de Área Técnica , señaló que “no estamos renegociando sitios, sino seguimos creciendo en sitios para tener la mejor red del país”.

Imagen foto_00000006

“Con el 5G se van a utilizar antenas cada vez más pequeñas”
Manuel Araya, gerente de Regulación y Asuntos Corporativos de Entel, justifica la baja en los arriendos que propone la empresa ante el cambio de tecnología, que ha permitido reducir el número y tamaño de las antenas que se requieren para poder dar el servicio.
“Las tecnologías más modernas son mucho más eficientes”, afirma el ejecutivo. Destaca que actualmente el servicio que reciben los clientes es una composición de varias tecnologías, que van desde el 2G hasta el 4G plus.
Según datos de Araya, hoy el 67,5% de los datos que pasan por las redes de Entel lo hacen en la red 4G; el 32% es a través de la 3G y el 0,5% es 2G.
En el caso de la voz, principalmente pasa a través de las redes más antiguas: el 85% de los tráficos son por las redes 3G y el 15% por 2G.
“En estricto rigor, ya no hay inversiones en esas redes más antiguas, pero no se pueden eliminar. Hay una cierta cantidad que se va a mantener”, afirma el ejecutivo.
Según sus palabras, las antenas de las tecnologías más antiguas se van a mantener, y se van a sumar las para las redes más modernas, como la 4G, y en el corto plazo la 5G, que supera de 10 a 100 veces las actuales redes.
“Con el 5G se van a utilizar antenas cada vez más pequeñas”, dice Araya.
No obstante, afirma que las nuevas antenas son mucho más de adosamiento y no de soporte. Entre las primeras están las que se camuflan en lámparas de edificios, entre otros ejemplos.
“Para lo que viene hacia delante -que es el 5G, que es solo datos- es una red con mucha mayor omnipresencia física. Van a ser más antenas, pero cada vez más pequeñas”, insistió el ejecutivo, quien dice que está absolutamente descartado que la empresa devuelva el espectro destinado a las tecnologías más antiguas pues seguirán entregando ese servicio y cumplir así con las concesiones entregadas por la autoridad sectorial.


Noticias Relacionadas con este Artículo



Nosotros le podemos ayudar
Etcheberry Consultores